90's kids

Los noventa llevan volviendo aproximadamente desde que se fueron. Se veía venir. Vuelve hasta la Cherry Cola, y que queréis que os diga, no me quejo, porque los noventa molaban, Y MUCHO.


Aunque hay cosas que se han quedado en 1993, y no sólo hablo del romance entre Wynona Ryder y Johnny Depp ni de todos los botes de laca que gastaron en los rodajes de Sensación de Vivir; han vuelto los esmaltes blancos, las gafas de montura redonda y los vestidos babydoll (de flores) en tonos oscuros. Las Dc Martens llevan años a la orden del día y hemos vuelto a enseñar el ombligo y a llevar faldas elásticas de vuelo. Ha vuelto el sport noventero, los vaqueros estampados, las faldas pantalón y las zapatillas de plataforma. Han vuelto los petos en versión short, versión maxi y versión vestido (benditos petos). Nos peinamos cuidadosamente despeinadas, los labios vuelven a teñirse de tonos oscuros y nos colgamos manos de Fátima al cuello. El ‘catálogo’ de American Apparel lleva siendo noventero desde que existe, mezclamos estampados, llevamos gafas de espejo, nos volvemos a atrever a salir a la calle con cangrejeras de plástico en los pies y creo que ya hasta me apetece volver a coleccionar stickers con brillantina.
.
Los diseñadores, y nosotras mismas hemos vuelto a beber también de la fuente del grunge y todo lo que eso conlleva, porque hablar de la moda de los noventa es hablar de música y es hablar de cine y series, no nos olvidemos. Aunque yo sigo esperando por el épico armario interactivo de Clueless y por una habitación tan guay como la de Clarissa (explains it all), basta con echarle un vistazo a lo que Primark nos tiene preparado para el invierno que viene, o darse un paseo por Asos para ser consciente de que ni Kurt Cobain ha muerto del todo, ni Kelly Kapowski iba tan descamina. Es más, ¿quién no ha querido ser Kelly Kapowski?
.
Y ahora sólo me queda decir: y vosotros, ¿ya sabéis quien mató a Laura Palmer?

(Post originalmente publicado en urbanandtrendy.com
-
-

0 passenger(s):

Publicar un comentario

 

ABOUT / SEGUIR EL BLOG